Federico Mosquera estrena concierto para orquesta y tuba


La OSG estrenó el concierto para tuba y orquesta de Federico Mosquera

La velada estuvo dirigida por José Trigueros y el solista fue Jesper Butler.

El compositor coruñés Federico Mosquera, de 31 años, se ha convertido ya en un músico muy requerido por las grandes orquestas y la Sinfónica de Galicia. Ha estrenado su Concierto para Orquesta y tuba, bajo la dirección de José Trigueros, percusionista titular y con la participación como solista de Jesper Butle en un año en que el proyecto importante es dar oportunidades a los músicos de la propia OSG.

Federico Mosquera no tenía antecedentes musicales en su familia: “Mis hermanos y yo somos la primera generación de músicos profesionales (todos estudiamos piano y mi hermano pequeño se está formando actualmente en la carrera de canto). Sin embargo a mis padres siempre les gustó la música y desde pequeños nos llevaban a conciertos por lo que fui al conservatorio de A Coruña y también recibí clases de Mercedes Goicoa”.

Posteriormente, el músico gallego estudió piano con Andrezrej Piku en Cracovia (Polonia) y luego en Róterdam, becado por la Fundación Barrié donde estudié piano con Jean-Bernard Pommier y José Núñez Are”.

En cuanto a composición, Mosquera reconoce que “siempre la he estudiado fuera de los canales oficiales, y ha sido más intuitiva y algo autodidacta, aunque estuve algunos años yendo a la Escuela de Altos Estudios Musicales de Santiago para recibir las clases de Antón García Abril. La OSG, en la época en la que la dirigió Víctor Pablo Pérez, ya había estrenado su obra Tres Movimientos Sinfónicos y posteriormente incluyó en su programación Rituales y Sortilegios, dirigida por Dima Slobodeniouk. También en Santiago se dieron a conocer obras suyas: “La Real Filharmonía de Galicia tocó en el 2011 el Concertino para Orquesta de Cuerda, y el quinteto de vientos Zoar estrenó en las Xornadas de Música Contemporánea de Santiago de Compostela (2015) Ignis et Terra, quintetos de viento pensados para ser bailados y que iban acompañados de otros dos quintetos de Fernando Buíde.

Fuente: El Correo Gallego (21.02.2017)

Autor: Albino Mallo

Más información: Artículo El Correo Gallego